Biomagne-timo

Dos advertencias previas. Primera, lo que sigue puede parecer un chiste, pero no lo es. Va en serio.  Segunda, haré un esfuerzo de contención para dejar que los hechos se califiquen a sí mismos. Voy a hablar de una “terapia” denominada “Biomagnetismo” que según sus practicantes puede curar muchas enfermedades, incluyendo SIDA y cáncer. Pueden buscar en la Red y encontrarán numerosas páginas al respecto. Pero utilizaré como referencia la entrevista publicada por una revista chilena (El Ciudadano) al inventor de esta “terapia” revolucionaria, Isaac Goiz Durán.

El supuesto principio del biomagnetismo consiste en la neutralización de los microorganismos que producen enfermedades utilizando imanes. Según la mencionada entrevista:

“El cuerpo humano alberga -en lugares específicos-, microorganismos que son capaces de causar enfermedades. Para poder neutralizarlos [Goiz] comenzó a utilizar imanes. “Eso es lo que yo descubrí: un código patógeno”. Esto es, un código que puede identificar virus, bacterias, hongos, parásitos, toxinas o disfunciones, y eliminarlos con campos magnéticos. Este método lo denominó par biomagnético.”

¿Y cuál fue el primer éxito del par biomagnético?… El SIDA:

“…que según el padre de la técnica, el Dr. Goiz, “es curable”. Justamente su primer paciente fue un portador de Sida que estaba desahuciado por el sistema de salud tradicional. El médico revisó con imanes al paciente y encontró que en el esternón había un foco energético alcalino y en en el recto encontró un núcleo acidótico.  “Entonces no pensando como médico, si no como físico dije: si en un lugar hay alcalinidad y en otro acidez, empujo las cargas,  ¿y si se neutralizan? Y funcionó, y se curó por primera vez un paciente con VIH-Sida”, afirmó Goiz.”

Ahorro calificativos no sin esfuerzo y sigo:

“Según el doctor, el cuerpo humano sano se mantiene en un ph neutro. Pero cuando entra algún virus, hongo o bacteria;  el ph se distorsiona en dos sentidos: En un foco asidótico y otro alcalino, “eso es lo que soporta al microorganismo que causa la patología”, precisa el médico. En definitiva, lo que el Dr. Goiz  descubrió es que un virus o una bacteria que entra al organismo, se sitúa en un punto específico, y ahí se comienza a reproducir. Cuando madura, produce síntomas; y eso es lo que ven los médicos, pero ignoran el origen de ese fenómeno.”

¡Qué ignorancia la de los médicos! Seguro que tampoco saben esto otro:

“Según Goiz “el VIH es un virus patógeno ubicado en el recto (por eso no lo han descubierto), y que tiene una bacteria llamada etcherichacoli, que lo complementa y se instala en el timo (esternón), y lo degenera”. Así se provocaría la enfermedad.”

Lo que nos faltaba, la “etcherichia”, nos arruina los pepinos y ahora esto…

“El Dr. Isaac Goiz asegura que desde que comenzó a sanar el Sida, se inició una investigación clínica, pero además una “tragedia”. Porque cuando señaló a las autoridades sanitarias mexicanas que el Sida era curable -pues ya tenía 18 pacientes sanados-, “me dijeron estás loco, eso no puede ser”, lamenta el terapeuta.”

Bien por las autoridades sanitarias mexicanas. Pero sigamos avanzando a través de la enrevesada sintaxis:

“Pasaron los años y yo seguía curando, ya no sólo Sida, sino que Tuberculosis, Sífilis Gonorrea, Clamidia, y una serie de patologías sin necesidad de medicamentos, protocolos o estudios costosos, si no que mediante la utilización de campos magnéticos ubicados en puntos específicos”.

Lástima de tantos Premios Nobel desperdiciados en investigadores con muchos menos méritos. Claro está que todo tiene una explicación:

“Para explicar el porqué del bloqueo de la información que esta terapia está entregando al mundo de la salud, Goiz cree que si esta terapia se implementara “se acaba el negocio de las farmacéuticas. No importa si se sana o no el paciente, lo importante es que cueste”. Es más Goiz acusa que el 22 de septiembre de 1995, en una reunión en la Organización Mundial de la Salud y en presencia de 24 laboratorios lo desacreditaron por presiones económicas. “Cuando yo expuse mi tema me dijeron: ¡cuidado¡, si su sistema no cuesta, no sirve”, declaró el médico. […] El Dr. Goiz, afirma que su terapia está “en contra de un Sistema que nos puede apabullar”.[…] Asegura haber recibido una represión brutal: “me dijeron, si usted continúa, su familia no amanece”.

Hasta aquí el resumen de la entrevista de la revista El Ciudadano. Algún bienintencionado podría pensar que es posible que el periodista haya cargado las tintas. Bien, no hay más que visitar la web oficial del biomagnetismo para hacerse una idea.

El tema no merece más comentarios. Bueno, quizá uno sí. ¿Por qué traigo este tema a estas páginas? ¿No suena a algo muy lejano, más o menos pintoresco, pero totalmente ajeno a nuestro avanzado sistema de salud? ¿No parece un fenómeno propio de países de bajo nivel científico y cultural? Pues no. Porque en la europea y moderna Marbella, se ha presentado en sociedad la terapia biomagnética. Hace dos años se aplicó la terapia a más de doscientos voluntarios en una clínica privada marbellí (el Instituto Médico Hilu), sin que las autoridades sanitarias españolas, que parecen ser menos perspicaces que las mexicanas, dijeran ni una palabra, que se sepa. Los apabullantes resultados de las pruebas pueden consultarse en una revista, Discovery Salud, a la que un día de estos daremos un repaso. Más cerca todavía en el tiempo, el programa Vivir en Salud, de Inter Radio (la radio de Intereconomía) dedicó un espacio al tema el pasado día 14 (!).

Por cierto, si quieren pedir cita, no tienen más que hacer click aquí. Tienen consulta en Madrid.

Señor, señor…

Anuncios

Acerca de desdemitonel

Biólogo, profesor en la Universidad de Málaga
Esta entrada fue publicada en Cartas desde mi tonel, Ciencia y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Biomagne-timo

  1. ¿Y quedan sitios vacantes en las cárceles, para estos chupasangres, que se aprovechan de la desesperación y/o de la ignorancia para acabar con sus pocos o muchos ahorros?.
    ¿Por qué no pueden ser declarados delincuentes?.

    Saludos
    Tomás

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s