Lynn Margulis (1938-2011). Recuerdo emocionado para una mujer formidable

El pasado día 22 de noviembre falleció Lynn Margulis. La noticia ha tenido poca repercusión en los medios, más preocupados, al parecer, por delgadeces principescas, declaraciones cansinas de entrenadores atrabiliarios y otros importantes temas de la actualidad. Y estamos hablando de una de las figuras cumbres de la Biología contemporánea, no sólo por sus aportaciones científicas sino, y por esto la traigo hoy a este blog, como ejemplo de actitud desafiante y crítica hacia lo establecido.

Lynn Margulis nació en Chicago, ciudad donde estudió ciencias naturales, y se doctoró en Berkeley en 1963. Tres años después, cuando tenía 28 años y había comenzado a trabajar en la Universidad de Boston, escribió un artículo sobre un posible origen de las células eucarióticas, es decir, las que constituyen a todos los seres vivos si exceptuamos a las bacterias. El artículo fue rechazado por más de una docena de revistas, hasta que fue publicado finalmente en Journal of Theoretical Biology, donde la autora figura con su apellido de casada, Lynn Sagan, ya que había contraido matrimonio con el genial astrónomo Carl Sagan. El artículo proponía una explicación acerca del origen de las células eucariotas, es decir, las que forman todos los seres vivos exceptuando a las bacterias. Las células eucariotas se habrían formado por la asociación (simbiosis) de diferentes tipos de bacterias. Unas, especializadas en el metabolismo aeróbico, formarían las mitocondrias, es decir, las centrales energéticas de la célula. Otras, capaces de hacer fotosíntesis, serían el origen de los cloroplastos, presentes en las plantas. La hipótesis era totalmente revolucionaria, a la vez que sencilla y elegante, pero fue masivamente rechazada en aquella época. Margulis, demostrando una tenacidad y un coraje excepcional, mantuvo su idea frente a sus críticos y, por no alargarnos, diremos que en la actualidad la teoría endosimbiótica se encuentra plenamente aceptada y experimentalmente respaldada.

Una de las principales dificultades de este modelo para muchos es que se alejaba del marco del neodarwinismo clásico, de la evolución gradual, dirigida por la selección natural. La teoría endosimbiótica convertía un acontecimiento evolutivo trascendental en un fenómeno espontáneo y contingente. Margulis siempre adoptó una posición crítica hacia el neo-darwinismo, y en especial hacia la selección natural como mecanismo fundamental de la evolución. Para ella la simbiosis y el intercambio genético podían ser mecanismos como mínimo tan importantes para la evolución como los establecidos por las teorías evolutivas clásicas. Ella no dudó en avanzar un paso más y poner de manifiesto la trastienda ideológica del principio de ” supervivencia de los más aptos”, la visión sesgada de una naturaleza cuyo progreso evolutivo depende de una continua competitividad entre individuos. Frente a ello opuso siempre la visión de una evolución azarosa, causada por acontecimientos, bruscos, aleatorios, imprevisibles y sin dirección, en los que la colaboración simbiótica podría ser más importante que la competencia. Una visión del proceso evolutivo que va ganando terreno en el ámbito biológico, aunque fuera de él todavía impere la idea de que la selección natural es el único motor que alimenta a la evolución biológica.

El pensamiento de Lynn Margulis se caracterizó por lo que ella denominaba “escepticismo crítico”, una versión científica de la exhortación de Carlos Marx “Dudar de todo, criticar todo lo existente” tan ignorado por  doctrinarios de toda clase y condición, marxistas incluidos (gracias, Adolfo Sánchez Vázquez, por recordarnos esto). En una época donde la palabra “modelo” está tan devaluada, Lynn Margulis es en mi opinión un modelo excelente para los jóvenes investigadores. De ella aprenderán, además de la tenacidad y la audacia especulativa, que los dogmas quizá funcionen en las religiones, pero no tienen sitio en la ciencia.

Anuncios

Acerca de desdemitonel

Biólogo, profesor en la Universidad de Málaga
Esta entrada fue publicada en Cartas desde mi tonel, Ciencia, Filosofía y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a Lynn Margulis (1938-2011). Recuerdo emocionado para una mujer formidable

  1. María Dolores dijo:

    Gracias a tí yo soy “Margulista”

    • desdemitonel dijo:

      Gracias María Dolores, tuve ocasión de conocer a Lynn Margulis cuando estuvo aquí en Málaga y es un maravilloso recuerdo, aunque prefiero olvidar las condiciones en las que tuvo que dar una conferencia.
      Por cierto que he visto tu blog, y me parece excelente, lo voy a visitar a menudo.

  2. Estoy poniendo al día la recolección de artículos de Lynn Margulis y sobre Lynn Margulis que empecé cuando ella murió y añadiré este. Pero es una lástima que no pueda poner el nombre del autor (no sé quién es este biólogo profesor de la Universidad de Málaga).

  3. No me había dado cuenta del “Sobre el autor”. Ya he añadido el nombre al enlace en mi recopilación de artículos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s